Skip to content

Entradas de \ ‘Finanzas personales’ Categoría

17
ene

Cómo reducir tus gastos hormiga

¿Cuántas veces llegas a final de mes sin saber en qué te has gastado tu dinero? Vas a buscar dinero a tu cartera y ves que está vacía, ¿te suena? Seguro que sí, seguro que te has encontrado más de una ocasión es esta situación. Normalmente este hecho se produce cuando vas gastando reducidas cantidades de dinero cada día de forma casi inconsciente. Suele tratarse de importes minúsculos, que pasan desapercibidos pero pueden llegar a complicarte la vida. Son los denominados gastos hormiga.

Gastos hormiga

La mayoría de estos desembolsos los sueles hacer en efectivo, llevas 10 o 20 euros en la cartera y cuando te das cuenta ya no están. Empiezas a pensar donde los has gastado pero no recuerdas haber comprado nada fuera de lo normal. Lo que no recuerdas es que ese billete lo descambiaste para pagar el café en la cafetería de camino al trabajo, después echaste unas monedas para a la máquina expendedoras de snacks, etc.

Los gastos hormiga son: El café matinal antes de entrar a trabajar, el snack de la máquina expendedora para matar el gusanillo, el refresco después de trabajar o salir del gimnasio, las cenas del fin de semana con los amigos, el tabaco, etc.
¿Te suenas este tipo de gastos? Seguramente podrías vivir felizmente sin muchas de estas cosas.

Pasos a seguir para reducir los gastos hormiga

Estos gastos son como un grifo que gotea, cuando ves caer unas pocas gotas no pasa nada pero si no lo arreglas pronto, gota a gota, día a día al final te generán un problema.

Cuida de los pequeños gastos; un pequeño agujero hunde un barco..

Aquí van unas cuantas ideas para intentar minimizar este tipo de gastos:

1. Anota todos tus gastos y revísalos
El primer paso para tener el control es auditando tus gastos. Si sabes dónde gastas tu dinero, podrás buscar soluciones.
Apunta todos tus gastos en una libreta. Es imprescindible que hagas un registro exhaustivo de cualquier céntimo de euro que salga de tu bolsillo.
Al final de la semana, revisa tus anotaciones, agrupalos por conceptos y saca tus propias conclusiones.

Yo anoto todos mis gastos, me gusta saber dónde va a parar mi dinero. Pero si eres de los que le aburren las finanzas personales, inténtalo durante una semana al mes. Con eso será suficiente para detectar “los agujeros negros” de tu economía.
Si tienes un Smartphone, te recomiendo que busques una aplicación para registrar tus gastos. Hay muchas gratis y son muy prácticas.

2. Reduce y busca alternativas
Con tu lista de gastos semanales auditada es el momento de ver en que podemos reducir tus gastos. El tema es simple:

  • Si fumas, reduce el número de cigarrillos diarios.
  • Si eres de los que toma varios cafés al día, llévate al trabajo un termo.
  • Ves al supermercado y cómprate un paquete de galletas, así no hará falta malgastar monedas en la máquina expendedora de snacks.
  • Preparad cenas en casa de amigos. Cada semana en casa de uno diferente y que cada uno lleve un plato. Recuerda que lo importante es la compañía.

Como ves hay muchas cosas que puedes hacer sin tener que privarte de nada.

3. Establece un presupuesto semanal para tus gastos y llévalo en efectivo
Para garantizar el éxito de los pasos anteriores una buena práctica suele ser llevar en la cartera sólo el dinero que puedes gastar durante la semana. El lunes a primera hora ves al cajero automático y extra el dinero para toda la semana.

Te recomiendo que no seas radical a la hora de replantearte este tipo de gasto, no empieces por eliminarlos todos de golpe. La mayoría de ellos son pequeños caprichos que te sacan de la monotonía, son pequeñas capsulas de felicidad. En mi caso he eliminado completamente los gastos en snacks, los llevo de casa pero me es imposible no tomar un café a mitad de la jornada laboral. ¿Y tú qué haces para reducir tus gastos hormiga?

Imagen cortesía de Images_of_Money con licencia Creative Commons.

Posts relacionados

20
ene

11 ideas para reducir tus facturas mensuales

El minimalismo tiene como meta que nos centremos en lo importante y eliminemos todo lo superfluo. Este proceso tiene muchos puntos de entrada, no hay una guía de paso a paso para llegar a tu objetivo y a lo largo de los años seguramente pasarás por todos.

Yo empecé el camino por la parte económica, llegué a la conclusión que gastar más no era la forma de conseguir lo que buscas, simplemente tenía más facturas a final de mes así que empecé a reducir gastos. Si tú estás en la misma situación, aquí te dejo algunas ideas por dónde empezar:

  1. Móvil: En los últimos años nos hemos acostumbrado a llamar por teléfono a todas horas, es instintivo vamos por la calle, solos y llamamos a alguien a ver que hacen, que se explican. Es una manera de asilarnos del entorno. Aprovecha esos momentos para caminar tranquilamente, desconecta del móvil, escucha el ruido de la ciudad y piensa en tus cosas
  2. ADSL: ¿De verdad necesitas los 20MB reales o 50 como en Japón? ¿Recuerdas cuando conectabas con un módem de 56kb o con tu primer ADSL de 256? Los tiempos han cambiado pero para visitar unas páginas, mirar el correo o descargar una película no necesitas más de 3MB y la factura te puede variar entre 6 y 10 euros al mes. ¿Qué te parecería tener a final de año 100€ más en tu bolsillo?
  3. Luz: Hoy en día cada vez tenemos más aparatos conectados 24 horas en “stand by”, son aparatos que aunque no los utilizamos los tenemos consumiendo energía. Desconectalos. Utiliza un temporizador de luz y prográmalo para que las cosas se apaguen de 24h a 7 de la mañana.
  4. Televisión de pago: Seguro que no la ves tanto como te crees, utiliza ese tiempo para leer, estar con la familia o si lo prefieres descárgate lo que quieras.
  5. Diarios y revistas: ¿Los compras periódicamente? Ahorra ese dinero y busca blogs que hablen de tus temas favoritos o las páginas de los periódicos que te interesan. Llega 10 minutos antes al trabajo y léelo online o descárgatelo en tu e-Book.
  6. Bancos: ¿Te cobran comisiones? ¡Intenta reducirlas! Si te cobran por enviarte cartas informativas (estado de cuentas, saldos, etc.) que no te las envíen. Si te cobran comisiones de mantenimiento y no has conseguido que te las quiten ¿te has planteado cambiar de banco?
  7. Tarjetas de crédito: ¿Cuantas tienes? ¿Cuántas usas? Elimina las que no usas, te están ocupando espacio en la cartera y seguro que te cuestan dinero.
    Si eres de los que tiende a gastar más de lo que deberías deshazte de ellas, pagar en efectivo es una buena terapia, te hace ver claramente “el valor” de las cosas.
    Si no tienes problemas con las tarjeta pero pagas comisiones intenta negociar con tu banco o busca tarjetas de crédito gratuitas (Cepsa, BP, Eroski Red, etc.).
  8. Restaurantes: Si tienes que comer cada día fuera de casa, cocina el día antes y llévate la comida comerás mejor y más sano.
  9. Gimnasio: Si vas asiduamente sigue así pero sino ¿a qué esperas para borrarte? No sé a ti pero eso 300 ó 400 euros a final de año mi me vendrían muy bien. Hay alternativas igual de saludables, divertidas y mucho más económicas como ir a correr, pasear, etc.
  10. Ocio (Restaurantes, Cine, Pubs): Si te viene de gusto quedar a cenar o a tomar algo con la familia o los amigos, organiza una comida en casa de alguien o en la montaña.
    ¿Has hecho alguna vez una cena de las culturas? Consiste en que cada pareja cocine un plato a partir de una temática escogida previamente (Platos de países distintos, de islas, etc.). Quedáis un día en casa de alguien y cada uno lleva un plato, haced fotos de los platos, compartir las recetas y colgadlas en internet .. ¡Te sorprenderás de lo que puedes llegar a hacer!
  11. Ropa: Recuerda “El 80% del tiempo utilizas el 20% de tu ropa” (Principio de Pareto). Sigue una norma: Para comprar algo nuevo tienes que deshacerte de algo viejo, así como mínimo no acumularas. También puedes intentar ponerte a prueba con el Proyecto 333 :-P
  12. Y vosotros ¿habéis tomado alguna medida para reducir vuestras facturas? ¿Tenéis alguna idea más para simplificar vuestros gastos y haceros un poco más libres?

    Imagen cortesía de Social Europe con licencia Creative Commons.

8
dic

5 consejos para comprar tus regalos de Navidad

Regalos de navidad

Ha llegado el mes de diciembre, ¡La navidad se acerca!. Son fechas entrañables en las que nos encontramos con la familia, buenos momentos… Momentos felices.
La navidad es también una época en la cual hacemos regalos a nuestras personas queridas y también los recibimos ¿Recuerdas que te regalaron el año pasado? ¿Aún lo tienes guardado en el cajón?

Este año más que nunca debemos intentar acertar con los regalos que hacemos y esperar lo mismo con los que nos hacen, en tiempos de crisis es una lástima desperdiciar nuestros recursos en objetos o utensilios de dudosa utilidad.
Si quieres evitarlo intenta seguir los siguientes consejos:

  1. Calcula el presupuesto del que dispones gastarte en regalos de Navidad. Se sincero contigo mismo y ten en cuenta tu situación actual. Mira tú estado de cuentas y decide cuanto te vas a gastar en total para todos. Escríbela en una hoja en grande, con esa cifra en mente te será mucho más fácil todo el proceso.
  2. Haz la lista de las personas a la que les vas a hacer un regalo. Escribe el nombre de todas las personas a las que les tienes que hacer un regalo y al lado un número: Los Euros que piensas gastarte en su regalo. Al final la suma de todos los importes tiene que ser la cifra de tu presupuesto. Ten claro cuánto te vas a gastar por persona antes de empezar a comprar de esta forma te podrás comenzar a mentalizar y evitarás la posibilidad de gastarte todo tu presupuesto en 2 regalos y dejar a los demás sin nada.
  3. El regalo no és para ti es para otra persona así que piensa un poco, investiga sobre sus gustos. Es posible que te sorprendas y eso que pensabas que sería ideal no lo sea… con lo que a ti te gusta y lo bien que te quedaría… y realmente haya cosas que le hagan más ilusión. Si a tu padre le gusta el bricolaje regálale esa pequeña herramienta que siempre mira en la tienda y no una corbata que nunca utilizará.
  4. Piensa regalos útiles, cosas que no haya que guardar en el fondo del armario como ese jersey que te regalaron hace dos navidades, o aquella lámpara de lava roja. Yo tengo una regla sencilla: Si no tengo claro que lo que he escogido es del agrado del receptor me decanto por algo que pueda compartir y disfrutar. ¿No os gustaría que os regalaran un fin de semana en una casa rural mejor que un abrigo o un día en Caldea que una camisa hawaiana?
  5. Y por último ¿Qué quieres que te regalen? Yo lo tengo claro: Haz tu Wish List con los regalos que te gustaría recibir, aquellas cosas que tu por la razón que sea nunca te compras y de verdad quieres o necesitas. Yo tengo un documento en mi Google Docs donde voy apuntando cosas como por ejemplo: una memoria USB, libros que no están en formato digital, una cuenta de Spotify Premium. No incluyas cosas que realmente no necesitas y que lo único que van a hacer es ocuparte espacio y tiempo. Se directo y claro y comparte esta lista con tu familia y seguro que les ahorras tiempo y dinero.

Para el final he dejado el punto más importante… Incluye siempre el ticket regalo:-P, por mucho que queramos nunca vamos a acertar al 100×100.

¿Qué os parece? ¿Seguís algún método para agilizar vuestras compras navideñas?

Imagen cortesía de allerleirau con licencia Creative Commons.

4
ene

El hombre más rico de Babilonia

El hombre más rico de Babilonia, de George S. Clason, es un libro de finanzas personales que te ofrece reglas sencillas de seguir para hacerte rico, todo ello narrado de un forma amena y entretenida que hace que aprendas sin darte cuenta. La historia se desarrolla en la antigua Babilonia y narra las enseñanzas de Arkad, el hombre más rico de Babilonia, a sus alumnos y amigos.

Las 7 reglas de adquisición de bienes son:
  1. Comience a llenar su bolsa.
  2. Controle sus gastos.
  3. Haga dar frutos a su dinero.
  4. Impida que sus tesoros se pierdan.
  5. Haga que su propiedad sea una inversión rentable.
  6. Asegúrese ingresos para el futuro.
  7. Aumente su habilidad en la adquisición de bienes.

En los próximos post iré explicando cada una de las reglas ya que son realmente interesantes. Además después de cada regla, como seguidor que soy del sistema de productividad GTD, pondré las siguientes acciones a llevar a cabo para cumplirla.